Hola.

Bienvenidos a Darzuka.

Somos Jeff, Beti, Adrián, y Kevin.

EL ARTE DE CONOCERTE A TI MISMO

El pájaro rompe el cascarón.

El cascarón es el mundo.

Quien quiera nacer, tiene que destruir un mundo.

El pájaro vuela hacia Dios.

El dios

eres TÚ.

¿Sabes porqué no estás motivado?

Porque no sabes quién eres.

Porque no sabes qué quieres.

Porque vives en la confusión.

Porque no sabes a dónde vas.

Porque el miedo te domina.

Porque eres esclavo de la culpa.

Porque el pasado te sabe a culpa y el futuro te huele a miedo.

Porque vives en la indecisión, en el tumulto infernal que tienes en el interior.

No hay ningún viento favorable para el que no sabe a qué puerto se dirige.

La voluntad te susurra al oído: deberías ser la persona que quieres ser;

pero son las 6 de la mañana y tu mano no puede llegar al despertador antes de que las voces en tu cabeza, tus pensamientos te empiecen a insinuar que es demasiado temprano, demasiado oscuro, demasiado frío, demasiado caluroso como para salir de la cama.

Una legión de pensamientos se empieza a apelotonar en tu mente debilitando tu voluntad. Mientras los pensamientos de derrota atiborran la totalidad de tu mente y tu razón se atrofia tú intentas ser la persona que has elegido ser y decides entregarte a la voluntad que te impulsa a mover los pies, a ponerlos sobre el suelo, sobre la tierra y levantarte.

La voluntad te dice que hubo una razón por la que pusiste la alarma. La voluntad te dice que hubo una razón por la cual planificaste levantarte a esa hora. La voluntad te dice que HUBO un RAZÓN por la que ayer dijiste que hoy sería diferente. La voluntad te dice que ayer visualizaste cómo HOY sería el día perfecto. La voluntad te dice que nadie ha vivido en el pasado y nadie vivirá en el futuro, sino que TODA la vida existe únicamente el presente, mientras esté ahí la voluntad de vivir.

La voluntad te dice ¿qué es cada día sino una serie de retos? Desde salir de la cama y poner los pies en el suelo hasta hacer aquello que no quieres hacer, pero lo haces porque ESE es el fundamento de la motivación del deber, de la responsabilidad. Ese es el precio de ser quien quieres ser, ese es el precio de la transformación.

Cada paso trae consigo la decisión para el siguiente, y el siguiente, y el siguiente. Así que no hay tiempo que perder si la pregunta con la que hemos empezado nuestro camino ha sido: ¿es esto lo que en realidad quiero hacer?

Este es el camino que hemos elegido. Hemos tomado una decisión y la decisión ya está hecha. No es el momento de detenerse a pensar o a reflexionar, es el momento de HACER.

En el camino encontraremos un enemigo. Un enemigo que no podemos ver, pero un enemigo que podemos sentir. Sentimos cómo nos hace tropezar con nosotros mismos, con nuestro comportamiento, con nuestra conducta adictiva, con nuestros vicios, con nuestros miedos, con la culpa, con la negación, con la contradicción, con la confusión, con la baja autoestima. Todo aglomerado en una asquerosa bala destinada a arruinarte, a aplastarte, a destrozarte, a mutilarte, a desmembrarte, a arrebatarte tus sueños, a robarte tus objetivos y tus metas.

La trayectoria de esa bala tiene como único destino destruir tu corazón, destruirte A TI y acabar con la escasa luz que aún queda dentro de ti.

¿Qué es lo vas a hacer?  

No puedes perder tu corazón.

No puedes perder tu ser.

No puedes perderte a ti mismo.

Quizás parezca imposible, quizás parezca una batalla que nunca ganarás,pero recuerda que aún sigues aquí, aún sigues con vida, aún tienes la capacidad, aún tienes la fuerza, aún puedes levantarte todas las mañanas teniendo en mente tu única aliada: la esperanza.

La parte oscura de tu personalidad siempre estará buscando alguna resquebrajadura en tu corazón, en tu espíritu, en tu mente. Siempre estará buscando alguna debilidad, alguna tentación, algo para hacerte caer, para hacerte débil, para que pierdas tu confianza, tu auto estima, tu amor propio. Pero siempre que esto suceda recuerda PORQUÉ estás aquí. Recuerda porqué empezaste.

Conocerte a ti mismo alumbra el camino por el que vas a pasarte toda tu vida andando.

No lo alumbra desde fuera, lo alumbra desde dentro.

Es una luz interior.

Es una seguridad que viene desde adentro.

¿Cómo puede un ciego llegar a su destino si no es capaz de ver?

No te puedo decir qué hacer, no te puedo decir cómo hacerlo, te puedo inspirar a hacerlo, pero el CÓMO sólo lo puedes llegar a saber tú.

Mis palabras caen en un mar de ruido eterno si tu alma no consigue SENTIR lo que te quiero decir.

Porque para transformarte a ti mismo tienes que conocerte a ti mismo y no hay otra regla.

 


Sígueme en YouTube:

  • Destruyelamediocridad (motivación, poemas, cortometrajes, infotainmentcovers; todo enfocado al desarrollo personal, desde el físico hasta el espíritu).
  • DARZUKA (relaciones, seducción, dinámicas sociales, filosofía, recomendaciones de películas, resúmenes de libros, nutrición, fitness; todo enfocado al desarrollo personal).

Sígueme en Facebook:

Sígueme en Instagram:


ERES FUERTE

SÉ MÁS VIOLENTO, MI AMIGO